CARACTERÍSTICAS Y CUIDADO DEL BONSAI

BONSÁI

  • NOMBRE TÉCNICO: BONSAI
  • NOMBRE COMÚN:  BONSAI
  • UBICACIÓN: INTERIOR
  • PET FRIENDLY:

NOMBRE TÉCNICO:
BONSAI

NOMBRE COMÚN: 
BONSAI

REDUCE EL ESTRÉS

AYUDA A CONECTAR CON LA NATURALEZA

ELEVA EL AUTOESTIMA

APRENDE CON JORDI EL GNOMO

BONSÁI

¡Qué ilusión hablar sobre los bonsáis, esta preciada y conocida técnica milenaria de cultivo de plantas! En algún momento todo el mundo ha visto un Bonsái, pero pocos son los que saben como cuidarlo (vaya, ¡me ha quedado como un proverbio Chino!). Esta técnica se centra básicamente en la manutención y cuidado de pequeños árboles y plantas, modificándolos para que mantengan un tamaño inferior al normal. 

En concreto, voy a hablar sobre el Bonsái de Ficus, una especie que destaca por sus fáciles cuidados y su valor estético.

CÓMO CUIDAR DEL BONSÁI

LUZ Y TEMPERATURA

Una de las características que comparten los bonsáis es que deben recibir luz del sol, sobre todo durante la primera mitad del día, ya que esta es fundamental para que crezcan bien.

Los Bonsáis de Ficus prefieren los ambientes cálidos, superiores a 15º C. Recomiendo dejarlo cerca de una ventana para que reciba más luz y por lo tanto más calor. Aun así, esta ventana debe permanecer cerrada, ya que las corrientes de aire no le sientan demasiado bien. 

RIEGO, ABONADO Y TRASPLANTE

En general, el riego es uno de los puntos clave en los bonsáis. En el caso del Bonsái de Ficus, se debe esperar a que el sustrato esté ligeramente seco para regarlo de nuevo. Y cuando se riegue, la cantidad de agua debe ser generosa. De hecho se debe regar hasta que empiece a salir el agua por los agujeros de drenaje. Eso sí, se deberá ir con cuidado de no derramar la tierra. ¡Rompería todo el rollo!

Si se quiere cuidar al máximo, recomiendo que se riegue con agua de lluvia, ya que es la más natural. Todo muy zen.

Para conseguir sus famosas raíces aéreas, es importante mantener un nivel alto de humedad. Es por eso que se debe pulverizar un poco de agua sobre sus hojas una vez al día.

El abono más adecuado para este tipo de planta es el abono orgánico, y se debe aplicar especialmente durante los meses de verano e invierno.

La época ideal para trasplantar al bonsái es a finales de invierno-principios de primavera. En general se suele hacer cada dos o tres años, una vez la tierra se haya desgastado.

ENFERMEDADES Y PLAGAS

Los Bonsáis de Ficus no suelen tener enfermedades muy raras, pero aun así no se libran de las mismas plagas que cualquier otra planta. Por lo tanto recomiendo algo universal: cuidarla al máximo para prevenir cualquier posible enfermedad o plaga. De todos modos, si apareciera alguna cosa por el estilo, se podría tratar sin problema con algún fungicida o acaricida.

ANOTACIONES DE JORDI

Personalmente, me considero un gnomo muy entendido de las plantas, pero los bonsáis son un mundo aparte. Hace poco hablaba con mi primo chino, y me quedé fascinado de todos los detalles que tiene está técnica ancestral: desde las clasificaciones que se hacen de los bonsáis hasta las diferentes formas con los que se pueden podar…¡Es increíble!

Me da la sensación que el Bonsái de Ficus es uno de los más representativos dentro del mundo de los bonsáis, así que le voy a llamar China, en honor a su país de origen. 

CONSIGUE TU PLANTA EN ROSISTIREM